Ateneo de Córdoba. Calle Rodríguez Sánchez, número 7 (Hermandades del Trabajo).

PRÓXIMOS ACTOS DEL ATENEO DE CÓRDOBA

ATENCIÓN QUEDAN SUSPENDIDOS TODOS LOS ACTOS Y ACTIVIDADES PROGRAMADAS. SE COMUNICARÁ SU REINICIO.

II JORNADAS CULTURALES FLAMENCAS “EL TOTO” DEL ATENEO DE CÓRDOBA.APLAZADAS

Viernes 13 de marzo, las 19:30 horas: Concierto Trío ARCAMO:
Libertad Arce (piano). Juan Carlos Carrillo (flauta). Mariló Moreno (clarinete). Lugar: Real Círculo de la Amistad.APLAZADO

Lunes 16 de marzo, 19:30 horas. Ciclo POETAS EN EL ATENEO: recitará el poeta malagueño José Sarria.
Presenta Manuel Gahete. Sede del Ateneo.APLAZADO

Jueves 19 de marzo. 19:30 en la sede del Ateneo. Conferencia de Pepe Carmona: "Preludios del toque en la Córdoba del siglo XIX".
Al cante: Lucía Leiva. A la guitarra: David Navarro.APLAZADO.

CONVOCADOS LOS PREMIOS LITERARIOS DEL ATENEO DE CÓRDOBA

VIII Premio de Relato Rafael Mir.

XXXVI Premio de Poesía Juan Bernier.

Fallo de las Fiambreras de Plata 2019, relación de homenajeados aquí.


¡Ayúdanos! Amplía artículos

Antonio Molina

De Ateneo de Córdoba
Saltar a: navegación, buscar
Antonio Molina.jpg

Antonio Molina de Hoces y Castillo-Hidalgo con nombre artístico Antonio Molina nació en Málaga el 9 de marzo de 1928 y murió en Fuencarral (Madrid) el 18 de marzo de 1992. El reconocimiento que, como cantaor, le hace la flamencología de su tiempo está resumido en la frase de Anselmo González Climent: "Ópera flamenca: Buen jaque, Pepe Marchena; mal mate, Antonio Molina". Sin embargo su extraordinaria garra popular triunfó durante muchos años en sus giras artísticas y, como Atila, pudo decir que por donde pasaba su caballo no volvía a crecer la hierba. Todos los artistas del género sabían muy bien que era inútil hacer la turné detrás de él: "Antonio Molina se llevaba todo el dinero de los pueblos por donde pasaba, llenaba los teatros y ya no dejaba nada para nosotros".

El secreto de su popularidad estaba en su imagen de exultante juventud y el fiato portentoso de su voz timbrada de lirismo duro. Canciones suyas como El macetero o La Fuente del Avellano hicieron furor de época. También es verdad que desapareció de la noche a la mañana, en su mutismo madrileño, al tiempo que su apellido se renovaba en su hija Ángela como actriz cinematográfica. Sólo reapareció en el Teatro Progreso de Madrid, en 1986, sin pena ni gloria. En alguna ocasión la televisión le entrevistó con añoranza de sí mismo, hasta que una fibrosis pulmonar -por el abuso de su capacidad toráctica para cantar- motivó su rápida muerte.

Se reveló al ganar un concurso organizado por Radio España de Madrid, a los catorce años de edad, realizando seguidamente sus primeras grabaciones discográficas. En 1956, estrenó su primer espectáculo flamenco con el título de Garbo en el Teatro Calderón de Madrid. Desde entonces y hasta 1967 recorrió España y América en olor de multitudes encabezando sus propios elencos con estos títulos sucesivos: Cuna de coplas, Festival de cante flamenco, Cante y toros, La copla y el cante, Llegan los ídolos, Coplas al viento, Vendo alegría, Pregonero de coplas,...en los que alternó las canciones con sus peculiares cantes flamencos.

Protagonizó varias películas de gran éxito taquillero por sus canciones, entre ellas El pescador de coplas, Esa voz es una mina, La hija de Juan Simón, El Café de Chinitas y Puente de coplas.

Imágenes

El contenido de esta biografía incorpora material del libro Los andaluces del siglo XX de la colección Arca del Ateneo, escrita por Agustín Gómez Pérez.