Ateneo de Córdoba. Calle Rodríguez Sánchez, número 7 (Hermandades del Trabajo).

PRÓXIMOS ACTOS DEL ATENEO DE CÓRDOBA

Jueves, 20 de febrero, 20:00 horas. Conferencia y Docurama:
“Campos de Concentración Nazis”, a cargo de Antonio Barragán Moriana
e “Hijos de Mauthausem. Tres generaciones del exilio cordobés”,
a cargo de José Barrios Gómiz y Christine Andreu. Sede del Ateneo.

Abierta la convocatoria para presentar candidaturas a las Fiambreras de Plata 2020. El plazo finaliza el 28 de febrero.

VII Premio Agustín Gómez de Flamenco Ateneo de Córdoba.

Fallo del XXXV Premio de Poesía Juan Bernier.

Fallo del VII Premio de Relato Rafael Mir.

Fallo de las Fiambreras de Plata 2019, relación de homenajeados aquí.


¡Ayúdanos! Inserta tus fotos

Guillermo Cano

De Ateneo de Córdoba
Saltar a: navegación, buscar
Guillermo Cano.JPG

El cantaor Guillermo Cano nació en Bollullos Par del Condado (Huelva) en 1973, se inicia en el mundo del flamenco en su pueblo natal, en 2002. Abandona paulatinamente la pintura para dedicarse por entero al cante, inspirado por maestros como Manuel Vallejo, Juan Breva, Pepe Marchena, El Carbonerillo, Niña de los Peines o Tomás Pavón. Participa en distintos concursos y resulta galardonado con premios como la Volaera Flamenca de Loja, un primer premio en el Festival del Cante de las Minas de La Unión y el Frasquito Yerbagüena en Granada durante 2002.

Al año siguiente consigue el primer premio de la Soleá de Triana en Sevilla, el de Campanillas (Málaga), el premio por tarantas y por cartageneras en La Unión, y el de malagueñas en el Concurso de Cante Jondo Antonio Mairena. Con estas credenciales, comienza en 2004 a actuar en distintos escenarios españoles, además de realizar el circuito de la Federación de Peñas Flamencas de Sevilla. En 2005 actuó en el espectáculo Jóvenes flamencos junto a artistas como La Tremendita y Rocío Molina, en varias ciudades mexicanas y españolas. Participó en la Bienal de Flamenco de Sevilla 2006. En 2007 publica su disco en solitario Rincón del pensamiento, donde reivindica las raíces del flamenco.

Desde entonces, Cano no ha dejado de acumular parabienes y galardones, además de girar por prácticamente todo el país. El flamenco ha evolucionado con el tiempo, tendiendo puentes hacia otros géneros, introduciendo instrumentos poco convencionales o explotando sus palos más accesibles para aproximarse al gran público. Sin embargo, tarde o temprano, los ciclos siempre acaban por completarse y surgen, en ese momento, nuevas voces dispuestas a bucear en la tradición y reivindicar las raíces. Es el caso del onubense Guillermo Cano, el único cantaor de esta generación que ha recuperado el sonido de los años 30. Y el único, tal vez, que cuando sube a un escenario es capaz de remover la nostalgia de los aficionados por figuras clásicas de la talla de Juan Breva, Pepe Marchena o la Niña de los Peines. Genio y figura, Guillermo Cano ha logrado revivir la edad dorada del flamenco para que este género pueda seguir creciendo.

Fuente