Ateneo de Córdoba. Calle Rodríguez Sánchez, número 7 (Hermandades del Trabajo).

PRÓXIMOS ACTOS DEL ATENEO DE CÓRDOBA

Nueva Junta Junta Directiva del Ateneo de Córdoba

Lunes, 26 de septiembre, 20:00 horas. Sede del Ateneo. Conferencia: "El Yacimiento arqueológico de torreparedones. 5000 años de historia".
A cargo de José Antonio Morena López, arqueólogo municipal de Baena. Presenta José Luis García Clavero, coordinador de la sección de Historia del Ateneo de Córdoba. .

CONVOCADOS LOS PREMIOS DEL ATENEO DE CÓRDOBA
X Premio de Relato Rafael Mir.
XXXVIII Premio de Poesía Juan Bernier.
VIII Premio Agustín Gómez de Flamenco Ateneo de Córdoba.

Fallo de las Fiambreras de Plata 2022, relación de homenajeados aquí.

¡Ayúdanos! Envíanos tus imágenes

Mariano Luis de Urquijo

De Ateneo de Córdoba
Saltar a: navegación, buscar

Mariano Luis de Urquijo y Muga (Bilbao, 1768 - París, 1817) Estudió Derecho en Madrid y Salamanca y pasó algunos años en Inglaterra. Comenzó su carrera política en la diplomacia de la mano del Conde de Floridablanca y fue protegido del Conde de Aranda, quien le nombró Oficial mayor de la Secretaría de Estado en 1792. Tradujo La muerte de César de Voltaire, que fue condenada por la Inquisición, y manifestó una clara admiración por la cultura francesa. Fue elegido Primer Secretario de Estado el 22 de febrero de 1799, cargo en el que se mantuvo hasta el 13 de diciembre de 1800 en que fue destituido. Durante su mandato hizo todo lo posible por limitar los privilegios y atribuciones de la Inquisición, y por sus convicciones no era persona muy grata a la Curia Romana.

Aprovechando la coyuntura de la invasión napoleónica de los Estados Pontificios, intentó una medida que se conoció con el nombre de Cisma de Urquijo (1799), por la que se recuperaban para los obispos españoles algunas competencias que había concentrado el Papa, como las dispensas matrimoniales. Fue apoyado por algún clérigo de tendencia "jansenista", como el obispo de Salamanca Antonio Tavira.

Su política exterior y eclesiástica causaron su caída, acusado maliciosamente de jansenista, además de las intrigas de Godoy, Azara y el propio Napoleón. Pero en el corto período de su mandato promovió varias empresas culturales y científicas, como la del viaje por la América española de Alexander von Humboldt. Posteriormente reconoció a José I Bonaparte como Rey de España y volvió a ser Ministro de Estado (del 7 de julio de 1808 al 27 de junio de 1813), por lo que se vio obligado a abandonar España con él y, posteriormente, a abrazar la nacionalidad francesa.

El presente artículo aporta material procedente de una entrada de Wikipedia, publicada en castellano bajo la licencia Creative Commons-Atribución-Compartir Igual 3.0 (CC-BY-SA) o la licencia GFDL.